Conócete y Ama

El poeta irlandes Oscar Wilde dijo: “amarse a sí mismo es el princípio de un romance de por vida”. La única persona con la tienes que pasar el resto de tu vida eres tú. Gran parte de lo que hace una relación emocionante es darnos cuenta de lo que hace a la otra persona encantadoramente diferente. De manera similar, nos llama la atención saber en que maneras somos únicos y esto fortalece la conexión con nosotros mismos.

¿Cuándo fué la última vez que te apreciaste? Toma un momento para reflexionar sobre esto. Hay poder en reconocer nuestras limitaciones y poner nuestras virtudes al frente de nuestras vidas; la confianza en uno se basa en esto.


Una de las muchas cosas que aprendí en el curso de La Ciencia del Bienestar, enseñado por la profesora de psicología en la universidad de Yale, Laurie Santos, es que podemos aumentar la satisfacción en nuestras vidas si nos enfocamos en nuestras destrezas. Tomé la Encuesta de Fortalezas VIA hace unos meses como parte del curso y me he dado cuenta que mis perspectivas en la vida han cambiado. Dos de mis mayores fortalezas son amor a la humanidad y amor al aprendizaje. He tomado tiempo para comprender el significado de estas fortalezas y tengo actividades para aumentarlas durante la semana.


Para desarrollar el romance del que Wilde habla hay que primero conocerse a uno mismo. A continuación, menciono unos métodos simples que me han servido para conocerme mejor.


1) Poner mis sentimientos en palabras. Si puedo etiquetar por lo que estoy pasando entonces puedo crear espacio entre eso y los aspectos más permanentes que me hacen quien soy. Hago este ejercicio frecuentemente cuando escribo en mi diario y usando una aplicación en mi teléfono llamada Youper para mantener un registro de mi estado de ánimo. Como una persona introvertida considero que es mejor para mí utilizar un estrategia para lidiar con el estrés que pueda hacer sola, pero buscar el apoyo en mis seres queridos aveces es necesario.


2) Ayudar a los demas a ayudarse a sí mismos. He estado haciendo trabajo voluntario en el campo de salud mental por casi un año, esto me mantiene motivada a tener una buena rutina de cuidado personal multifacético. Poner toda mi atención en el sufrimiento de los demás me da un mejor entendimiento de lo que me lleva luego a actuar de ciertas formas.


3) Aprender constantemente. Saber más sobre mi entorno me ayuda a entender mi papel en el. Los tiempos en los que vivimos nos permiten aprender con un esfuerzo mínimo. Yo escucho podcasts educacionales mientras me baño, leo libros de la no ficción durante mis recesos del trabajo y hago tiempo en mi calendario para investigar temas interesantes usando Google Académico. Estas son cosas que van con mi fortaleza de amor al aprendizaje pero cualquier ser humano se beneficia de absorber información y determinar como aplicarla en su vida.


Tú mereces tener un amor profundo hacia tí. Todos somos mejores si estamos en este estado, pero si todavía no estás ahí, ¿qué puedes hacer para empezar la espiral positiva de conocerte mejor?


1 view0 comments